VISITAR PARIS
Consejos para visitar Paris
 

VISITAR PARIS
 
 
 
COMO IR A PARIS 

HOTELES

Hotel en Paris
Apartamentos 
PARIS 
Consejos
El Louvre

TRANSPORTE PUBLICO

El RER
Red de autobuses
Los taxis en Paris
ALREDEDORES
Eurodisney
Monte Saint Michel
Giverny
La Defense
METEOROLOGIA
En París
RECOMENDADOS
Londres
Roma
Webs amigas
Links turismo
BOUTIQUE 
Rosas 
 
 
 

 

 

 

 

 

 

 
 

 
 

 

 

 

- Guia de Paris - Guia turistica de Paris - Consejos para visitar Paris, La Ciudad de la Luz y dusfrutar al máximo de sus monumentos, museos, lugares de interes y todo lo relacionado con Paris - Guia de Paris -

VISITAR PARIS
CONSEJOS PARA VISITAR PARIS

  La verdad es que es difícil dar consejos sobre Paris de un modo general, sin saber si la persona que leerá esto visitará París un día o una semana, así que simplemente las indicaciones serán generales.

 


 
- Consejos sobre el dinero

  Gracias a Dios, a la política que por una vez sirve para algo positivo, y sobretodo al euro podemos ir a Paris sin tener que pasar previamente por las casas de cambio o el banco, lo cual siempre resulta un coñazo aparte de caro.
En cualquier caso, el hecho de compartir moneda con Francia no tiene nada que ver con el hecho de compartir precios con ellos, es decir, que no es lo mismo tomarse una caña en un bar en Madrid  que tomársela en un café de París, sobretodo a la hora de pagar. Estas diferencias de precios, si bien no son patentes en ciertos artículos como por ejemplo en todo lo referente a electrodomésticos o informática, pero en todo lo que es ocio, es decir, restaurantes, bares, transportes y demás, que es lo que nos interesa en este caso (no creo que nadie que lea esto esté pensando en comprarse una lavadora en Francia), las diferencias son evidentes y en muchos casos abismales.
Por esto resulta importante mirar los precios si es posible antes de entrar a algún lugar, o corremos el riesgo de pagar más de 4 euros por un café si lo tomamos "como dios manda" sentados en una silla con un camarero que nos lo traiga. Lo mismo que para el café es aplicable a los refrescos, cervezas etc.. y por la noche en Paris tomar un "cubata" en un pub no bajará de 10 euros, y la cantidad de alcohol que nos pondrán será tres veces menos de la que nos pondrían en España, aunque por lo menos no será garrafón.

  A la hora de comer viene a ser lo mismo, aunque siempre se pueden buscar opciones económicas como el Mc Donalds (no hay Burguer King) o el Quick (cadena de "burguer" belga establecida en Francia), con precios idénticos a los de España. En lugares como el Barrio Latino será fácil encontrar un sitio asequible aunque no se coma bien, pero hay que pensar que en otros como los Campos Elíseos lo más probable es que paguemos mucho y tampoco comamos demasiado bien. En cualquier caso si podemos permitírnoslo siempre es aconsejable probar la rica gastronomía local en un buen restaurante, y si no sí al menos en cualquier brasserie (típico bar-restaurante al estilo francés), donde si bien los precios no son baratos al menos no son de escándalo y se pueden encontrar "formules" (menús) tipo "entrada + plato" ó "plato + postre".

  Importante también salir si es posible bien provistos de carretes fotográficos para los que aún no hayan sucumbido a la era digital. Hay que pensar que casa esquina y prácticamente cada calle en París es objetivo potencial de "foto", y si no queremos pagar 9 euros por un carrete (precio de los Campos Elíseos) mejor ir preparados.

  Los recuerdos así mismo varían mucho de precio de un sitio a otro, así que mejor no comprarlos en los Campos Elíseos y no comprarlos el primer día, para ya hacernos una idea de lo que es allí caro y barato. Las camisetas por ejemplo son más económicas en las tiendas del Boulevard de Clichy (bajo el Sagrado Corazón, por la zona del metro Pigalle o por la Rue Mouffetard) que en las tiendas de Notre-Dame, Campos Eliseos, etc..


  - Consejos sobre las huelgas

  En Paris es raro el día que no haya una huelga de algo, ya sean los colegios, ya sea La Poste (correos), o ya sean los trabajadores del metro o del RER, hay que procurar informarse los días previos al viaje de lo que nos vamos a encontrar para no llevarnos sorpresas realmente desagradables que nos desmonten los planes y nos quedemos sin saber lo que hacer, aunque lo cierto es que en muchas ocasiones informarse no sirve de mucho, ya que las huelgas se convocan de un día para otro o simplemente se producen sin avisar (en 2006 ha pasado con los controladores aéreos del Charles de Gaulle). 

  - Consejo importante: El Paraguas 

  Salvo que sea julio o agosto es imprescindible ir equipados con uno. En París el tiempo cambia de un segundo a otro, así que conviene mirar bien las predicciones meteorológicas y no fiarse de que al salir del hotel parece que hace bueno. En cualquier caso aunque nos llueva por lo general las lluvias son finas y nos permitirán hacer turismo y seguir disfrutando de París pese a su presencia.

  - El RER:

   El RER es como un cercanías, pero que en París se utiliza como si fuese una línea más de metro (son 5 líneas las que pasan por París) Pese a todo conviene estar alertas porque no todos paran en todas las estaciones que atraviesan, pero no hay que tenerle miedo porque es realmente útil. En cualquier caso ver sección RER.

  - Planificar el itinerario:

  No siempre es posible planificar al detalle lo que vamos  hacer y el tiempo que debemos estar en cada sitio, pero a veces, sobretodo si vamos solo para un fin de semana a Paris, es bueno tener claro que es lo que debemos ver a toda costa y qué es lo que veremos solo si tenemos tiempo extra. 
Ir a la aventura y sin la presión del cronómetro está bien si disponemos de tiempo de sobra, pero si no corremos el riesgo de dejarnos sin ver algo que realmente era más importante o algo que teníamos muchas ganas de ver.

  Aunque esto es cuestión personal, yo no me perdería bajo ningún concepto Montmartre, La Torre Eiffel, Los Campos Elíseos (empezaría en el Arco del Triunfo, bajaría hasta Concorde y seguiría hasta el Louvre, y si me aguantan las piernas y tengo tiempo iría hasta la Ópera), la Ópera, el Louvre (por fuera, y por dentro si dispongo de un día entero para disfrutarlo o al menos una tarde para ver la Gioconda, la parte de arqueología de Egipto, la Batalla de Samotracia y algo de pintura) y Notre-Dame. Después de estos objetivos primarios e imprescindibles hay otros lugares con un gran interés también, como la Madeleine, Place Vendôme, o los Inválidos (para muchos iría antes que los que yo he puesto en primer lugar), que si bien tienen efectivamente mucho interés no sería tan grave perdérselos como los primeros.

  - El Café:

  En principio puede parecer una tontería, pero si acudimos a París es seguro que pasaremos a alguno de sus típicos cafés, y probablemente allí pediremos café. Por esto conviene saber que si pedimos simplemente un café, nos podrán un café solo, y que si lo que queremos es un café con leche, deberemos pedir un café creme, ya que si pedimos un café au lait  ("café olé" sonaría en español) lo más probable es que nos pongan una gran taza de desayuno, cuando probablemente no queremos eso. Si lo que queremos es un café cortado, simplemente debemos pedir un noisette (sonaría "nuaset") y sería suficiente. 

  Si además de un café, queremos una tostada deberemos pedir el café et une tartine ("in tartín"), y nos pondrán media baguette con mantequilla, nos olvidamos del "pan bimbo" que en París no se lleva, y tendremos ya desayuno o merienda, aunque eso sí, no por menos de 4,5 € por cabeza.

  - La repostería:

  Simplemente es como ver la Torre Eiffel: obligatorio. En cualquiera de las muchísimas boulangeries (panaderías) que florecen por las calles de París como plantas en un jardín, podremos degustar ricos pasteles y su exquisita bollería. Los croissants nacieron en Francia, y por tanto es una buena oportunidad para probar los auténticos, y para los amantes del chocolate nada mejor que un pain au chocolat ("pan shocolá" es como suena), que es aparentemente como una napolitana pero con un chocolate nada sólido... en fín... mejor probarlo y disfrutarlo. El pan es también en general mucho mejor que el que podamos encontrar en cualquier otro lugar, siendo el precio medio de una baguette de unos 90 céntimos por una baguette normal o 1,10 € si se trata de una baguette "de tradición", que suelen ser un poco más pequeñas pero más densas. También típicos son los pasteles llamados "Macarons", unos pasteles de colores típicos de París y especialmente de "La Durée", uno de los establecimientos míticos de París situado en los Campos Eliseos (también hay cerca de Madeleine y en los grandes almacenes, si bien los locales son tan elegantes) donde siempre encontraremos cola ya sea para tomar algo en el salón de té, sea para comprar Macarons para llevarnos de recuerdo (aviso: son caros y no tienen por qué entusiasmar.. todo es una cuestión de gustos).

  - Metro y autobuses:

   Ver sección moverse por París.

  - Visitas Guiadas por París:

   Pagar por una excursión guiada por los Campos Elíseos es algo realmente ridículo, pero si nuestra economía lo permite, existen visitas guiadas que nos pueden enriquecer en gran medida nuestra visita a París, y en muchos casos nos permitirán ahorrar tiempo al realizarse los traslados en autocar (el ejemplo perfecto sería la visita a Versalles, con un largo trayecto en transporte público y dudas en cuanto qué ver o de qué "pasar" cuando se llega allí). Ver sección visitas guiadas en París. También podemos aprovechar nuestra estancia para ver lugares increíbles como el mítico Monte Saint Michel, o para hacernos una escapada a Bruselas o Brujas. 

  

  


 


 

 

 

 

 

        

Barrio Latino de Paris
El Barrio Latino de Paris es el lugar perfecto para disfrutar de una buena cena en un ambiente excepcional y a buen precio.

 


                                                  

© 2005 Santiago González 
Nota importante sobre los derechos de imágenes y textos  recogidos en esta web

 
courses: .fr.de.pt.jp